LOGO SE

El estudiante que sueña con dejar una huella imborrable en el país

7 de Noviembre de 2019

Descripción
  • Tegucigalpa Honduras 06 de noviembre del 2019.
    La superación, los sueños, los retos con firmeza y convicción son logros que se
    pueden alcanzar, esa es la filosofía del estudiante del Instituto Julio Cesar
    Córdoba del departamento de Yoro, Ángel Palma, quién ha sus 17 años ha
    representado a Honduras en las Olimpiadas Mesoamericanas de Física Apliocada,
    que se llevaron a cabo en México y cursa el último año del Bachillerato Técnico
    Profesional en Salud y Nutrición Comunitaria, con un índice académico del 99%.
    Apasionado por la lectura, la tecnología y por servir a sus semejantes, el joven
    originario del departamento de Yoro, relata que sueña con estudiar medicina para
    poder salvar vidas y contribuir al país.
    A lo largo de su vida académica; Palma, ha recibido varias distinciones y una de
    ellas fue el Premio Oro a la Excelencia Académica Padre José Trinidad Reyes,
    otorgado por el presidente Juan Orlando Hernández, medalla de oro en las
    Olimpiadas Nacionales de Física Aplicada y representó al país en las Olimpiadas
    Mesoamericanas en mayo de este año que se llevaron a cabo en México.
    Dijo que su meta es ser un profesional de éxito y poder contribuir con su familia
    dado que son personas de escasos recursos económicos y dejar una huella
    imborrable sirviendo a los demás.
    Palma es el mayor de tres hermanos y sus libros favoritos son los de Julio Verde y
    Gabriel García Márquez y ya aprobó la prueba de actitud académica en la
    Universidad Nacional Autónoma de Honduras.

    “La superación, los sueños y los retos con firmeza y convicción son logros que se
    pueden alcanzar y para todos esos jóvenes que tienen una meta les invito a luchar
    por ella, porque si nos lo proponemos no hay nada imposible y el estudio es
    fundamental para superar barreras y obstáculos porque el éxito se logra con
    mucha dedicación”, exteriorizó el educando con una sonrisa en su rostro.
    Detalló que otro de sus sueños es poder contribuir a crear proyectos para los
    jóvenes y así contribuir al crecimiento de Honduras y una vez culminando sus
    estudios universitarios salir a recibir una especialidad en el extranjero.
    “Ángel es un estudiante brillante con muchos valores que ha mantenido una
    conducta impecable a lo largo de la vida académica”, expresó la profesora del
    Instituto Julio Cesar Córdoba, Antonia Rodríguez.
    La educadora manifestó que Palma es ejemplo para sus demás compañeros y que
    contribuye de manera activa en los procesos de mejora en el centro educativo a
    través de los gobiernos estudiantiles.
    El ministro de Educación Arnaldo Bueso le felicitó por sus logros alcanzados, al
    tiempo que le incentivó a seguir con sus estudios.
    La Secretaría de Educación trabaja arduamente en formar estudiantes de
    excelencia que contribuyan al país.


GALERÍA DE FOTOS